Versos de mí pensar: Roca grande

Un sentimiento profundo
era lo que escondía muy dentro de mí,
solo yo era capaz de medir su intensidad
y su deseo de ser libre.
Con la añoranza de no ser señalado a dedos
por quienes no sabían de mi lucha interna para librarme de el.
 


 

Cuanto me costó detenerlo pero a pesar de ello
y sin mi permiso el crecía dentro de mí,
sin medir en la condiciones a las que me exponía.
Era estar entre el querer y no poder,
Me dejaba envolver entre las emociones inesperadas,
que a su vez me robaba un suspiro,
haciéndome olvidar por segundos mi verdadera realidad.
 


En ocasiones me rendía y me permitía sentir,
para luego entender que estaba mal,
no era modesto al querer disfrutar de lo que me permitías vivir,
habías llegado tarde pero sin querer yo te deje venir.


 


Ya muy cerca no pude alejarte,
consiente estaba que no debía alojarte dentro de mi ser
pero de manera firme te apoderaste de mí
pensaba que lo podría reprimir pero no fue así.

Termine siendo esclavo de las sensaciones y cierta plenitud
que me hacía sentir, algunas veces termina algo confuso
por ese sentimiento que cada vez era más fuerte,
que por momentos me regalaba un poco de felicidad,
pero esta era momentánea porque era acorralada
por sentimientos de culpabilidad.
Su fuerza me dominaba a pesar de saber que no debía ser,
luchaba a diario para lograr entender
porque siendo tan puro me hacía sentir tan cruel.
Al mirar alrededor solo podía percibir el reproche de todos
por lo que moraba dentro de mí,
aunque deseaba esconderlo, el siempre buscaba liberarse.
Abandonarlo no podía, me toco resguardarlo,

Muy adentro de mí atado esta esté profundo sentimiento
que por cosas de la vida no puedo complacerme de el.

 

Deja un comentario